Fría y dura caída del Liverpool – GLADIADORES DEL FÚTBOL

Fría y dura caída del Liverpool

Liverpool

Les quiero contar una historia triste. Es la historia de un grupo de jugadores que supo alcanzar la gloria pese a todos los obstáculos que se le pusieron en el camino. Un conjunto liderado por un valiente alemán que había encontrado la manera de llevar a este grupo de hombres a levantar sus brazos en señal de victoria durante la pasada temporada pero que, parece que ha perdido el encanto, la seguridad o la suerte.

Esta historia comienza el pasado 21 de enero cuando el Liverpool pierde ante el Burnley su racha de 68 partidos sin perder en Anfield. Ese día algo se quebró al interior del animoso grupo.

Hoy se disputaba un partido de especial trascendencia pues, a pesar del dudoso momento que pasa Liverpool, tras lo lejano que ha quedado la pelea por el título, el nuevo objetivo será ingresar a puestos de Champions League, y en esa disputa también se encuentra el rival de hoy: Chelsea.

Klopp vs Tuchel
Klopp vs Tuchel.  Foto: @ChelseaFC_Sp

Hoy Anfield recibió al Chelsea de Tuchel, equipo que desde la llegada del entrenador alemán viene disfrutando de una suerte de renacimiento futbolístico en el cual no conoce aún la derrota. En la tapia ´red´ se veían con esperanza el regreso al equipo titular del arquero brasileño Allison, el polifuncional Fabinho y en el banco Diogo Jota, atacante portugués que jugó su último partido el 6 de diciembre del año pasado.

Diogo Jota regresó a Anfield después 3 meses de inactividad

El saque sería ´blue´ lo cual para algunos fue considerado como un mal presagio de lo que sería el desarrollo del partido. Y así fue. El Chelsea, sin ningún respeto por la historia o por la camiseta, tomó el control de las acciones durante gran parte del encuentro, evidente en una posesión de balón del 46%, 11 remates de los cuales 5 fueron a puerta, frente a un solitario remate a puerta por parte de los dueños de casa.

Al inicio parecía que no habría grandes diferencias entre los oponentes, una afirmación que pudo sustentarse en la similitud de movimientos de ambos equipos al momento de atacar y defender. Sin embargo, los dirigidos por Tuchel hoy se vieron fuertes en defensa y prácticos al momento de atacar.

Esa practicidad se hizo presente al minuto 24, cuando Timo Werner abrió el marcador, por medio de una pelota a la espalda de Fabinho, que con potencia y vehemencia ganó y dejó sin opciones al arquero brasileño que salió desesperado a intentar el despeje.

Un gran movimiento del atacante, también alemán, que el VAR, después de trazar sus mágicas líneas, determinó que el delantero se encontraba en fuera de lugar y anuló la anotación, con esta decisión salvaba a un Liverpool que parecía perplejo ante la presión y precisión del visitante. 

Anotación anulada a Timo Werner

Klopp, el campeador alemán, eligió como siempre, a sus fieles caballeros guiados por el egipcio Mohamed Salah, el senegalés Sadio Mané y el brasileño Roberto Firmino, apoyados en el medio por el luchador español, Thiago Alcantará, y protegidos por el recién llegado guerrero turco, Ozan Kabak. A pesar de ello, el elenco ´red´ no encontró los argumentos para vencer la resistencia de Edouard Mendy, protector del arco ´blue´.

Mendy sacó nuevamente en cero su arco. @ChelseaFC_Sp

La profecía originada tras el toque inicial se cumpliría al minuto 42 con la caída del arco ´red´ a manos del hidalgo Mason Mount, quien con una clara muestra de solvencia y rica técnica, controló un pase procedente del costado contrario, buscó ubicarse lo más central al arco posible y tras dejar la marca del zaguero ´red´, sacó un tremendo remate de pierna derecha con dirección al palo más lejano del cancerbero local. El marcador se abriría por segunda vez, sin embargo, ni la Providencia salvaría a Liverpool de caer nuevamente. 

Posterior al gol, se iniciaría el tortuoso camino hacia las duchas en donde, el valiente campeador alemán debía reorientar las fuerzas y las intenciones de sus nobles guerreros.

Y así parecía al inicio de la segunda parte del encuentro. Liverpool había salido decidido a la arena, dispuesto a encontrar la anotación que le permitiera encontrar, al menos, un empate que le permitiera salvar su honor. Pero tal suceso, jamás ocurrió.

Lo que parecía un milagro en el área ´blue´, se desvaneció como una blasfemia, como algo que nunca pasó y todos debían olvidar pronto: el volante francés N’Golo Kanté, un jugador que hoy no apareció mucho en la contienda, toca el balón con la mano en el borde del área chica, a pesar de ello, el colegiado Martin Atkinson, encargado de impartir justicia consideró que dicha afrenta no debía ser penalizada y continuó el rumbo incierto del partido para Liverpool.

Sobre el resto del encuentro no hay mucho que decir, o tal vez lo he olvidado producto del quebranto que genera, sin embargo, en buena parte de esa segunda parte se vio al Chelsea cansado, abatido más no derrotado, parecía que se agazapaba y esperaba en su campo el momento para contraatacar a su rival y de esa manera darle el golpe de gracia, que lo llevara a ampliar el marcador. Gracias a la tenaz presentación de Antonio Rudiger le fue posible permitirse eso.

La victoria del Chelsea en Anfield Road decreta la quinta caída en línea de Liverpool como local, dejando miles de cuestionamientos hacia el conjunto, el objetivo, la confianza y el futuro del equipo. Este resultado dejó a Liverpool en la séptima posición de la Premier League con 43 puntos, peleando ahora con un desairado Everton, el sorprendente West Ham y el irregular Tottenham por un escaño a competencias europeas.

 

FICHA TÉCNICA

Estadio: Anfield Road

Resultado: Liverpool 0  – 1 Chelsea

Anotadores:

Mount, 42´[Chelsea]

Árbitro: Martin Atkinson (8.5)

Sin tarjetas.

VAR: 8.0

Comentarios de Facebook

0