Inter vs Fiorentina: Del fracaso a la gloria absoluta – GLADIADORES DEL FÚTBOL

Inter vs Fiorentina: Del fracaso a la gloria absoluta

Inter

En un partido más que entretenido, Inter goleó con 4 anotaciones a la Fiorentina que también logró anotar varios goles en el encuentro.

No te olvides de seguirnos en nuestra cuenta de Facebook, @fanonesport1

Quien no haya visto el partido seguro dirá que fue una victoria fácil. Sin embargo, fue difícil y nadie confiaba en el equipo de Milán para poder cambia las cosas, para poder remontar el partido. Pasaban los minutos y cada vez se veía más imposible la victoria.

En un partido lleno de goles, se abrió el marcador al minuto 3 cuando los dirigidos por lachini disparaban por primera vez al arco local. El empate llegaría al cierre de la primera mitad, cuando en tiempo de adición, después de una corrida de Barella, Lautaro la pusiera al poste más lejano. El local sumaría otro tanto después de un disparo de Martínez que, tras un mal rechazo de Ceccherini, se metería en propia puerta.

La maquina violeta llegaría cinco minutos más tarde cuando tras dos pases de Ribery, tanto Castrovilli como Chiesa, dejarían el balón justo en el fondo de la red. Esto aguantaría hasta el minuto 87 donde los azzurros respetarían la casa y en dos minutos tanto Lukaku como D’Ambrosio le terminarían dando la victoria a los locales.

No terminó de pitar el juez cuando se sentía la tensión: Ambos equipos querían los tres puntos para arrancar con el pie derecho. El 3-4-1-2 que ponía el Neroazurri parecía impenetrable, sobre todo por las bandas, pues el equipo suele ser muy compacto a la hora de cerrar espacios. Sin embargo, era clara la confusión que había en el terreno, los visitantes empezaron a romper esa defensa como una hoja de papel, creando espacios y jugando de una banda a otra. En el primer disparo del partido, tras un pase de Bonaventura que evadía al arquero Kouamé facturó el primer gol de los visitantes. Rondaba el minuto 2:54 y nadie lo podía creer, ahora la cuestión no era hacer un gol sino hacer dos y esperar que el rival no hiciera facturas de vuelta.

Lautaro Martínez en acción vs Fiorentina

Era mejor el partido del Inter, manejaba mas el balón y controlaba los tiempos, sin embargo, el volante de más que tenía la Fiorentina hacía que el equipo local no pudiera encontrar espacios de forma tan efectiva. Pasaban y pasaban los minutos y ese tanto que necesitaban para volver a la igualdad no se acercaba. Parecía que el partido en su primera mitad iba a terminar con ventaja violeta lo que iba a complicar mucho mas una posible remontada.

Sin embargo, en el segundo minuto de adición Lautaro Martínez se encuentra con un pase de Nicolo Barella. Después de recorrer toda la cancha se la entrega para que este disparase poniéndola en el ángulo  fulminando al arquero que no pudo llegar. Habían conseguido la igualdad, se fueron a camerinos con la tranquilidad de que lo único que tenían que hacer en la segunda mitad era Ganar.

En la segunda mitad, la posibilidad del gol local se hacía más difícil. La Fiore defendía con cinco y tanto Chiesa como Castrovilli empezaban a dar muy buenos destellos como carrileros, sin embargo el visitante cometía muchos errores. No era por casualidad que antes del minuto 52 el Inter ya había rematado dos veces a la portería rival y fue justamente así como el 2-1 llegó.

Un balón aéreo que relativamente estaba controlado por los defensas donde no existía ningún tipo de presión, ni por parte de Lukaku ni por parte de Lautaro, terminó aterrizando al suelo mientras los dos centrales se chocaron y le entregaron la esférica a Eriksen. El mismo, en un movimiento rápido se la entregó a Lautaro y este por pura maniobra individual se desmarca y hace el pase rastrero al área. El famoso buscapiés, terminó encontrando el pie del central Ceccherini en tal posición que el balón terminó entrando en propia puerta.

Esta alegría les duró poco a los rayados, pues cinco minutos después llegaría el “Show de Ribery”: Una estupenda conducción del delantero francés sobre el que Conte puso doble marca y haría el famoso pase de la muerte dejando a Castrovilli solo contra el arco rival y permitiendo el gran 2-2. El show del francés no terminaría aquí. Seis minutos más tarde, Ribery conduce el balón hasta un poco después de la mitad de cancha y tras desmarcarse de tres jugadores hace un pase al vacío estupendo que recibe Chiesa y que cambiaría nuevamente el juego llevando la balanza a favor del visitante 3-2.

Pasaban los minutos. El Inter tenía el balón, encontraba los pases, pero no concretaba. Seguramente el cuerpo técnico empezaba a hacer cuentas y lograba reconocer que la victoria no quería sonreírles. Los hinchas rezaban para que, por lo menos, el gol del empate llegara. Este gol llegó al minuto 87, en una jugada de laboratorio donde más de seis jugadores intervinieron, el pase lo recibió Lukaku por la derecha y puso nuevamente en tablas el partido.

Minuto 87… Faltaban por lo menos cuatro o cinco minutos de partido, tenían a un equipo físicamente agotado en frente y empezaban a configurarse como piezas de un gran reloj. La victoria no estaba lejos y si aceleraban el paso, quizá podrían alcanzarla para pedirle que sonriera para ellos. Estaba más cerca de lo que pensaron: dos minutos les costó encontrarla. El Inter cobró un tiro de esquina que, en el segundo poste, encontraría a D’Ambrossio. Tras un excelso cabezazo cerraría el telón y dejaría ver al gran Bulldozer de Conte llevarse los primeros tres puntos del campeonato.

 

Estadio: Giuseppe Meazza

Resultado: 4-3

Anotadores: Lautaro Martínez, Federico Ceccherini (pp), Romelu Lukaku, Danilo D’Ambrosio, Kouamé, Castrovilli, Chiesa.

Tarjetas: Nicolo Barella, Ceccherini.

No te olvides de seguirnos en nuestra cuenta de Instagram, @fanonesport

Formaciones

Inter: Handanovic, Kolarov, Bastoni, D’Ambrosio, Perisic (Alexis Sánchez 78′), Brozovic (Arturo Vidal 75′), Barella (Radja Nainggolan 74′), Young (Hakimi 65′), Eriksen (Sensi 64′), Martínez, Lukaku.

Fiorentina: Dragowski, Cáceres, Ceccherini, Milenkovic, Biraghi, Castrovilli, Amrabat, Bonaventura (Valero 61′), Chiesa (Lirola 69′), Ribery (Cutrone 83′), Kouamé (Vlahovic 61′).

Árbitro: Gianpaolo Calvarese.

GOLES

Comentarios de Facebook

0